Motorclan


PUBLICIDAD

Saab vuelve a tener problemas económicos

Escrito por el 07/04/2011 en Saab

La mítica firma de automóviles Saab no consigue salir de su particular pesadilla. Tras varios meses de dudas acerca de su futuro, de si se seguirían fabricando estos autos o de si por el contrario permanecerían en el recuerdo, la sociedad holandesa Spyker se hizo con el control del fabricante automovilístico. Sin embargo, parece que los problemas no han desaparecido del todo. Y es que la propia firma se ha visto obligada a suspender la producción en sus cadenas de montaje. La razón de ello no es que existan problemas con proveedores nipones debido a la catástrofe japonesa ni nada parecido. Los proveedores no les facilitan piezas a Saab porque afirman que la firma no les abona el importe de los pedidos.

Con este panorama, el portavoz de la marca, Gunilla Gustavs, se ha visto obligado a dar la cara ante los medios de comunicación para confirmar el paro en la producción y dar un mensaje tranquilizador manifestando que están trabajando de forma intensiva para solucionar el problema. También ha aclararado que mantienen contacto con los proveedores para cerrar acuerdos. Sin embargo, en el otro lado de la moneda, el director general de la sociedad de la organización sectorial de empresas de componentes FKG no se muestra muy confiado con la llegada de una solución sencilla al conflicto y aseguró que “Saab no puede pagar sus facturas”.

Lo que está claro con todo este lío es que la empresa tiene serios problemas de liquidez. ¿Podrá recuperar la normalidad?. Si hoy en día con la situación financiera actual es difícil conseguir préstamo o crédito alguno, no quiero ni imaginar la suma que demandará la firma sueca. Un constructor de automóviles no trabaja con cifras pequeñas que digamos. Confiemos en que poco a poco se vaya aclarando el futuro de la compañía y un buen número de autos Saab de nueva hornada circulen por las carreteras de todo el mundo.

Fuente: Diario Finanzas.com – Agencias


PUBLICIDAD
PUBLICIDAD

Comentarios

Deja un comentario

Connect with Facebook